Prostitutas nigerianas prostitutas alcala de henares

prostitutas nigerianas prostitutas alcala de henares

Ana Botella, mujer del expresidente José María Aznar y concejala del ayuntamiento de Madrid, manifestó estar "totalmente en contra de la regulación de la prostitución". O es que el Sr. Y es que en el mundo de la prostitución, vale de todo. Hay quien ejerce la prostitución por libre, hay quien esta con la correspondiente "agencia" o hay quien tiene a su chulo. Generalmente en este aspecto no hay restricciones o vigilancia por parte de la policía.

Con llamativas minifaldas, pantalones ajustados, botas de tacón o con mínima lencería cubierta con abrigos las prostitutas ofrecen su mercancía a posibles clientes. Otras han venido con engaños, en un principio venían a trabajar en el servicio doméstico, pero las mafias les han retirado el pasaporte, les han obligado a ejercer la prostitución bajo amenazas a sus familias en los países de origen.

Aquí habría que saber qué dice el actual código penal en su capítulo V sobre los delitos relativos a la prostitución y la corrupción de menores. En su artículo En el artículo Los agentes también liberaron en la frontera de Ceuta a una menor embarazada. Otra víctima fue rescatada en Guadalajara. Una parte del dinero enviado a Nigeria era distribuido entre responsables de las organizaciones y la otra destinada a la financiación de nuevas operaciones de trata y explotación de mujeres.

Los investigadores localizaron a una mujer nigeriana que tenía a su cargo a varias compatriotas a las que controlaba en el ejercicio de la prostitución. La organización estaba liderada por cinco mujeres y cada una de ellas controlaba a su propio grupo de víctimas en el ejercicio de la prostitución , compartiendo, incluso, a algunas de las mujeres explotadas.

En el momento de las detenciones, una de ellas, que residía habitualmente en Reino Unido, se encontraba en Torrevieja viviendo en una caravana, con la finalidad de controlar a una de su víctimas, de tan solo 16 años , a la que habían convencido para que se fugase de su familia de adopción con la que vivía en Francia. Los responsables de la red, dos mujeres y un hombre , estaban afincados en Ceuta, aunque sus víctimas eran explotadas principalmente en Torrevieja.

La red utilizaba la influencia de un líder espiritual, pastor de una iglesia en esta localidad alicantina que, no sólo conocía la situación de explotación, sino que ocultaba en el interior de su iglesia la documentación de las víctimas y se lucraba con los beneficios.

Las mujeres explotadas se veían obligadas a pagar al pastor para ser perdonadas por ejercer la prostitución. Las víctimas eran obligadas a ejercer la prostitución todos los días de la seman a, desde las siete de la tarde hasta primera hora del día siguiente, no pudiendo regresar al domicilio en el que vivían con los tratantes hasta que les dieran permiso. Una vez en las viviendas, tampoco podían descansar, pues sus tratantes las obligaban a trabajar como cuidadoras de ancianos y a limpiar y a cocinar para ellos.

Una de las proxenetas llegó a amenazar de muerte a una de las víctimas en presencia de los policías en el momento de la detención, si se atrevía a denunciarla. También eran coaccionadas para no denunciar su situación a la Policía bajo amenazas de muerte.

La trama tenía red de alojamientos en los que mantenían a las víctimas , se turnaban para supervisarlas y se informaban por teléfono de los servicios que prestaba cada víctima. Ambas organizaciones se prestaban dinero cuando era necesario para captar y traer a las mujeres y se ofrecían apoyo legal cuando alguien era detenido. Otros ejercían como intermediarios entre las organizaciones y las víctimas, cuando éstas se negaban a pagar a sus tratantes.

También contaban con especialistas en sacar de España los beneficios obtenidos de la explotación sexual de las víctimas y de hacerlo llegar a Nigeria. Para ello utilizaban una tienda de productos africanos de Torrevieja, donde hacían entregas de dinero para que otros lo transportasen hasta Nigeria oculto entre sus pertenencias.

Una segunda vía partía desde el Corredor del Henares , en Madrid, donde ocho personas recibían el dinero y lo ingresaban en determinadas cuentas bancarias , o lo custodiaban a la espera de su envío a Nigeria.

prostitutas nigerianas prostitutas alcala de henares Una de las proxenetas llegó a amenazar de muerte a una de las víctimas en presencia de los policías en el momento de la detención, si se atrevía a denunciarla. Ambas organizaciones se prestaban dinero cuando era necesario para captar y traer a las mujeres y se ofrecían apoyo legal cuando alguien era detenido. Gracias por visitar mi perfil me llamo Angella mujer madura con las ideas claras de 40 años Realizo masajes descontracturantes relajantes sensitivos con mis pies ,body body masajes juguetes. Los agentes también liberaron en la frontera de Ceuta a una menor embarazada. Rara Avis, un acto comprometido, valiente y responsable Por Teresa….

0 thoughts on “Prostitutas nigerianas prostitutas alcala de henares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *